Humanista Digital – Segunda Parte

Debemos ver en positivo la tecnología y las oportunidades.

El mundo cambia muy de prisa, pero pensemos en los ejemplos que cita Joan.

Todos aportamos un diferencial.

Se valora mucho tener una comunicación con una persona humana. El call center, donde todos hemos sido usuarios, tiene tareas muy repetitivas.

Las personas que sigan trabajando en estas tareas deben ser muy buenas, cuidadas, empáticas, formadas. La empresa debe preocuparse por fidelizarlas y que brinden un diferencial.

Todos queremos ser entendidos.

En este ejemplo observamos la presencia cada vez mayor de la tecnología, la inteligencia artificial y la tecnología que viene para ayudar (a los procesos y a las tareas repetitivas).

Esto no va en detrimento de que seguirán siendo necesarios los buenos representantes y un buen empleado. Un humano que atienda el teléfono con arte no será reemplazado.

Todos los trabajos tienen arte, aunque parezcan más mecánicos. La persona debe verlo y esto marca la diferencia.

Atender un teléfono y ser capaz de conectar con una persona en la otra parte del mundo, de quien no conoces nada para ayudarla. Esto es arte. Y como esto, mucho más.

La visión a futuro de Joan es muy positiva.

Al obligarnos a ver las oportunidades, es más fácil actuar y hacer cosas para que pasen cosas. ¿Qué de bueno hay en la tecnología?

Todos tenemos mucho tiempo por delante, años, para poder entender y ver la evolución e intentar hacer las cosas mejor.

No sirve quejarnos, esperar ni ver pasar las oportunidades sin actuar ni tomar cartas en el asunto.

O bien, cómo podemos cambiar gradualmente de profesión poniendo VALOR en lo que realmente somos buenos.

Joan cambió tres veces de profesión: consultor, director de sistemas de información, luego en Recursos Humanos y ahora es un Freelance.

Está convencido porque cree que puede sumar para ayudar.

Debemos atrevernos a probar. La convicción de Joan es que todos somos mucho más capaces de lo que creemos.

Intentemos dar nuestra mejor versión.

No sabemos a ciencia cierta cómo va a ser el futuro del trabajo en 20 o 30 años, pero sí sabemos cómo vamos a ser nosotros.

Invirtamos en nosotros, en aquello en lo que tenemos más opciones de brillar.

Joan afirma que “sin buenas preguntas solo somos personas con datos”.

Los datos son muy importantes y necesarios para que no demos meras opiniones.

No obstante, pero el verdadero reto de la gestión de personas es “utilizar lo digital para llegar a más personas, entender qué es lo que realmente quieren y acompañarlas en ese momento”.

No nos desanimemos, “muchas veces la barrera es el éxito”. Aquí es de donde surge la oportunidad.

¡No olvidemos SIEMPRE ser ATTITUDEABLE!

Sigan a Joan en sus redes y en su fascinante podcast: Humanismo Digital.

¡Gracias, Joan por esta hermosa conversación que nos anima a seguir creciendo e invirtiendo en nosotros, seres humanos digitales de esta época!

Seguinos en @liftvalue

IG: @liftvaluetranslations

LinkedIn: LiftValue Translations & Consulting

Para seguir a Joan:

Sitio web: https://joanclotet.com/

Twitter: @JoanClotet

LinkedIn: https://www.linkedin.com/in/joanclotet/?originalSubdomain=es

Podcast: Humanismo Digital

Spotify: https://spoti.fi/2CVBNbg

Tune in on your Favorite Platform!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *